Sucedió en la ciudad de Las Arenas, Santiago del Estero. "Pido el mayor castigo para los asesinos", aseguró la madre de la joven. 


“Que caiga sobre los dos el mayor castigo, porque los dos son culpables del homicidio de mi hija”, expresó Teresa Montes, madre de la joven Dalma Barreto, quien fue asesinada de un disparo de escopeta por Benjamin Kasinsky, instigado por su tío Daniel Amaya, quien había sido novio de la víctima y progenitor del bebé que llevaba en su vientre al momento del hecho.

El hecho sucedió en Junio del 2017, cuando Dalma quedó embarazada de Amaya, y tras enterarse, el joven decidió distanciarse. Tiempo después volvió a contactarse con la joven, y la citó en los maizales, donde al llegar, la joven recibió un disparo en la cabeza. 

Inició el juicio de Dalma Barreto, una joven embarazada que fue asesinada en el 2017

Ante esto, se dio a conocer según las declaraciones de Amaya, quien era el padre del niño que estaba en el vientre, que él mandó a su sobrino, Benjamin Kasinsky a que se encuentre con la joven. 

Este lunes 27 inició el jucio que pondrá fin a esta historia que tiene a la familia de la joven tranquila porque saben que “Dios va a obrar para que los dos reciban el merecido castigo por lo que han hecho. Dios es el único que hace justicia”, aseveró Teresa, madre de la joven. Fuente: Nuevo Diario. 




Comentarios