Dos localidades pampeanas, Alta Italia y Lonquimay, decidieron suspender actividades culturales y deportivas por algunas semanas debido al aumento de casos de coronavirus detectados en los últimos días, que rondan las tres decenas en cada una.

Hernán Gaggioli, el intendente de la primera de ellas, dispuso el cese por una semana de las actividades culturales y deportivas a raíz de la confirmación de 27 casos de coronavirus, asegurando que hay más de cien personas aisladas.

“Es una cantidad más que significativa para lo que es Alta Italia”, dijo Gaggioli a Diario Textual. Son todas personas mayores de edad y algunas consideradas de riesgo pero “la situación está medianamente controlada si no aparecen más casos”, afirmó.

Hernán Gaggioli, intendente de Alta Italia (Impacto Castex)

El intendente dijo que no se sabe el nexo epidemiológico por el cual estas personas contrajeron el virus y “el 50% de los positivos son de riesgo y personas que tienen de 50 años para arriba. Fueron al Hotel Pico en su mayoría (a cumplir el aislamiento) y 2 o 3 a los modulares para evitar que el médico del pueblo se desbordara”, explicó.

“Son casos raros porque no se dieron por una fiesta o encuentro. No se sabe donde se contagiaron. Es gente que hace muy bien las cosas y creen que puede haber venido por familiares o amigos”, dijo Gaggioli, agregando que están “esperando a ver qué nos dicen de Provincia respecto a las clases, pero creemos no se van a parar”.

Por otro lado, el intendente de Lonquimay, Manuel Feito, confirmó unos 30 casos de coronavirus y al menos unas 150 personas aisladas, por lo que dispuso también el cese de las actividades culturales y deportivas en la localidad, pero en este caso durante dos semanas.

Manuel Feito, jefe comunal de Lonquimay (Hora de Opinión)

“Por el momento no podemos hablar de brote, según me dijeron desde el Ministerio de Salud. Esto se habría generado por un evento privado, concretamente una cena en un restaurante en el cruce de las rutas 1 y 5, a la que asistieron 40 personas”, dijo Feito.

A través de las redes sociales, la Municipalidad dispuso que “con el fin de evitar la circulación del virus, se suspenden actividades culturales y deportivas por 2 semanas; se prohíben aglomeraciones en espacios públicos y se invita a instituciones públicas y privadas a tomar medidas similares”.