En un control de rutina del puesto caminero Catriló, en el ingreso a la provincia por la Ruta Nacional N° 5, este lunes por la noche alrededor de las 22:30 horas, la Policía de La Pampa secuestró 40 kilos de marihuana distribuida en panes y ocultos en el interior de un vehículo, cuyos ocupantes fueron detenidos.

En el operativo, los efectivos identificaron a dos personas que circulaban en una Volkwagen Saveiro de color azul, procedentes de Morón, en la provincia de Buenos Aires, con destino a la ciudad de Neuquén, y notaron una irregularidad en la documentación del auto y cierto nerviosismo en los ocupantes.

La droga estaba escondida en un compresor (Policía de La Pampa)

Por ese motivo, los agentes Matías Viale y Nicolás Barrio hicieron intervenir a la perra “Pampa”, adiestrada en narcóticos en la sección Canes de la Unidad Regional I y que había sido entregada hace un tiempo al puesto caminero, que fue quien señaló la presencia de sustancias sospechosas.

Con el aval del Juzgado Federal de Santa Rosa, tiempo después arribó al lugar el personal de la División Toxicomanía, quienes hallaron los panes de marihuana escondidos adentro de un compresor en el interior del auto.

Los pasajeros del vehículo, dos personas jóvenes que tenían permiso para circular, quedaron detenidos a disposición del Juzgado Federal, se procedió al secuestro de la droga y del vehículo, y se dispuso la realización de allanamientos en la ciudad de destino del cargamento.