Dos ladrones ingresaron armados a la parada, le pegaron un culatazo a uno de los conductores y se llevaron pertenencias.


Los choferes de la Línea 13 vivieron un momento de terror este miércoles cuando delincuentes los sorprendieron, los golpearon y los asaltaron en la parada de calle Demetrio Gómez, en el final del distrito costero.

Según el sitio Aire de Santa Fe, los choferes descansaban en el lugar cuando de pronto, cerca de las 5.30, recibieron la visita de dos ladrones, que ingresaron encapuchados y armados. Juan, uno de los conductores, precisó que los ladrones “estaban todo el tiempo amenazando y cuando se retiraban le pegaron un culatazo a un compañero”.

Finalmente, los delincuentes sustrajeron teléfonos celulares, dinero, remedios, cigarrillos y documentación. Debido a esto último, los conductores no pudieron prestar el servicio hasta hacerse nuevamente de los papeles.

La Línea 13 volvió a circular con normalidad alrededor de las 9 de la mañana. 






Comentarios