El gobernador firmó el decreto para que el electorado se pronuncie a favor o en contra de modificar la carta magna.


El gobernador Miguel Lifschitz firmó el decreto que oficializa el llamado a una consulta popular no vinculante para reformar la Constitución provincial. Será el 16 de junio, en coincidencia con las elecciones generales santafesinas.

A través del decreto 4208, con fecha del 26 de diciembre de 2018, se estableció que el electorado deberá responder “por la afirmativa o por la negativa sobre la necesidad de reformar la Carta Magna Provincial durante el curso del periodo de gobierno 2019/2023”, dice el texto.

Este voto se hará en una boleta única separada del resto en la que se elegirán los candidatos a gobernador, intendente o jefe comunal, concejal y legisladores provinciales.

Lifschitz había adelantado que instrumentaría esta medida luego de que la Legislatura frenara su proyecto reformista. “No sería bueno, después de todo lo avanzado y logrado, que volviéramos a guardar en un cajón el proyecto de reforma constitucional”, había resaltado.





Comentarios