El gobernador destacó que la propuesta de subir un 27% promedio en dos tramos "está muy por debajo de la inflación del 50%".


El gobernador, Miguel Lifschitz, consideró que la propuesta de aumento del 27% realizada por la Empresa Provincial de Energía (EPE) es “razonable y módica”.

“Estamos teniendo casi un 50 por ciento de inflación, sin embargo la EPE plantea una suba en dos tramos para el año que no superan el 35% en todos los segmentos”, dijo el mandatario. Además, solicitó a la Secretaría de Estado de la Energía la realización de una audiencia pública.

“El pedido de incremento tiene que ver con la suba de los costos naturales de la empresa y por debajo del aumento real que hemos tenido”, abundó Lifschitz y consideró que de aplicarse este porcentaje de suba “se sentirá en el bolsillo, pero no tanto”.

De todas maneras, aclaró que previamente deberán realizarse audiencias públicas. “No necesariamente debe ser este pedido”, advirtió.






Comentarios