El operativo fue realizado por la Policía Federal de Reconquista. Era trasladado en un camión. Su conductor fue detenido.


La Policía Federal (PFA) secuestró un cargamento de dos mil cajas de 50 cartones de cigarrillos cada una, valuado en diez millones de pesos.

La subdelegación Reconquista de la fuerza realizó el procedimiento en el cruce de las rutas provincial 31 y nacional 11, por falsificación de documento público y contrabando.

La mercadería, de procedencia extranjera que había sido ingresada de manera ilegal al país, era trasladada en un camión marca Scania cuyo conductor informó a la policía que provenía de Paraguay.

El cargamento de unas dos mil cajas con 50 cartones de cigarrillos cada una fue valuado en diez millones de pesos. Intervino Juzgado Federal Reconquista a cargo de Aldo Alurralde.




Comentarios