La Cámara de Apelaciones avaló el pedido del fiscal para continuar con la investigación en la capital provincial.


La denuncia que hace más de dos meses le costó el puesto y su libertad a Mariano Valdés se tramitará en Santa Fe. Este lunes un tribunal de alzada rechazó la resolución de primera instancia para enviar a Rosario la causa sobre el tiroteo en el que hirieron al ex jefe de la Policía Federal mientras viajaba por la autopista a Buenos Aires.

La Cámara de Apelaciones se pronunció a favor del recurso que interpuso el fiscal Walter Rodríguez para rever la decisión del juez Francisco Miño y continuar con la investigación sobre el episodio en el que balearon al uniformado. Las primeras medidas del caso habían sido tomadas en el fuero provincial, aunque luego se modificó la competencia ante la sospecha de que el hecho estaba vinculado al tráfico de drogas.

El comisario bonaerense quedó bajo prisión preventiva por 90 días a fines de septiembre por pedido del Ministerio Público de la Acusación (MPA) luego de advertir las inconsistencias en el relato de la supuesta víctima y el posible incumplimiento de sus deberes como funcionario público. Según informó La Capital, el juez Aníbal Pineda determinó que el proceso debe seguir su curso en la ciudad de Santa Fe, donde este año ya procesaron al antecesor del imputado por connivencia con una banda narco local.

Valdés fue acusado de mentir sobre lo que había ocurrido aquella noche sobre la banquina de la autopista Rosario-Buenos Aires, donde estaba acompañado por la suboficial Roxana González. La joven entonces pasó a disponibilidad, aunque la Justicia provincial ordenó su inclusión en el programa de protección de testigos como precaución para tratar de esclarecer el incidente.




Comentarios