Policías a cargo de la custodia del edificio contaron cómo fueron los preparativos para recordar a la mascota.


Algunos meses después de la dolorosa partida de la perra de la Casa de Gobierno de Santa Fe, los encargados de la guardia del edificio confirmaron que la mascota recibió un importante homenaje luego de ser enterrada en el predio de la sede del Ejecutivo.

“Negrita” pasó algo más de tres años al cuidado del personal estatal y los uniformados que trabajan allí. Llegó asustada por el ruido de los festejos en la Navidad de 2016 y desde entonces se ganó el cariño de todos, al punto de protagonizar mensajes del Ejecutivo contra el uso de pirotecnia e incluso posar para el brindis de fin de año con las autoridades.

“Negrita” participó del último brindis de fin de año en la Casa Gris. (@gobsantafe)

La mestiza que llegó a tener su propia página de Facebook, sin embargo, tuvo un final desafortunado. El último 1° de enero desapareció y la encontraron mal herida en un pequeño rincón del edificio. Cuando la llevaron de urgencia a una veterinaria, constataron que había sido atropellada y no pudieron salvarla.

A partir del fallecimiento, los encargados de Ceremonial y Protocolo del Gobierno provincial dieron permiso para enterrar a “Negrita” cerca del ingreso al estacionamiento oficial. “Es un lugar entre tres pinos, el mismo donde ella solía estar diariamente. Cada vez que salimos, es como verla constantemente“, explicó el subjefe policial Guillermo Peña en declaraciones reproducidas por diario UNO.

La placa fue colocada con la venia del área de Ceremonial y Protocolo del Ejecutivo. (@cmferrey)

Los funcionarios de la Casa Gris también le dedicaron a la mascota una placa especial que hoy puede verse junto a su tumba. “Era mensajera de cosas las bellas y se fue con ellas cuando se marchó. Se bebió de golpe todas las estrellas, se quedó dormida y ya no despertó”, escribieron con la cita de “Callejero”, la canción de Alberto Cortez.






Comentarios