Un adolescente de 16 años fue detenido. La Policía había acudido por llamados al 911.


En ataques similares apedrearon a móviles policiales en San Rafael y General Alvear que acudieron a llamadas de emergencia.

En San Rafael lograron detener a un adolescente de 16 años mientras que en el territorio alvearense los agresores escaparon.

El primer incidente ocurrió alrededor de las seis y media de la tarde en las inmediaciones del CIC del barrio El Sosneado.

El personal policial fue desplazado al lugar tras un llamado al 911 de vecinos que alertaban sobre un posible robo en progreso.

Cuando arribo el móvil al lugar, las piedras comenzaron a llover sobre la unidad provocando daños por doquier.

Pese a la agresión, los policías se lanzaron a la captura de los malhechores y lograron detener a un joven de 16 años que fue trasladado a la Comisaría del menor.

En General Alvear sucedió algo similar. Esta madrugada, minutos antes de las 3 de la mañana, el interno 3024 (una Ford Ranger) se desplazó a Chapeaurouge, pasando la cancha del Club 10 de Septiembre, porque se encontraban unos hombres generando problemas.

Móvil policial apedreado en General Alvear.

Cuando se acercaron los efectivos para interceptar a las tres personas que salieron corriendo, otros dos hombres los tomaron por sorpresa y empezaron a tirarles con ladrillos.

Uno de los adobes impactó de lleno en el parabrisas de la camioneta y de casualidad no ingresó al habitáculo. A partir de ahí, los agresores se ensañaron aún más y desataron una tormenta de piedras sobre la unidad policial.

Una vez que lograron ponerse a resguardo, trataron de ir en la búsqueda de los agresores pero no pudieron dar con ellos.


En esta nota:

Policiales Ataque


Comentarios