Intentaron mediar en una discusión, pero la situación se tornó incontrolable y hasta les arrojaron piedras. Un menor detenido. 


Dos efectivos resultaron heridos este último fin de semana tras intervenir en una disputa en el polideportivo de barrio Moreno. Tal fue la agresión que al menos unas 50 personas se sumaron y comenzaron a arrojarles piedras también a los patrulleros.

Santiago Díaz y Mariela Lacone fueron los oficiales más comprometidos, aunque –según fuentes del caso- las lesiones no revistieron gravedad. 

En tanto, las unidades sufrieron severas averías tanto en el paragolpes delantero como en el parabrisas. En medio de la batahola, un menor resultó detenido y todo continuó en sede de la Comisaría Tercera. Allí se concentraron los atacantes y a los gritos exigieron su liberación. Después de que los ánimos lograron calmarse, el muchacho fue entregado a sus progenitores.






Comentarios