Fueron más de 200 las denuncias que se recibieron a través de la línea de atención ciudadana. Se reconvertirán en áreas de esparcimiento. 


Hace una semana al menos cuatro personas fueron demoradas tras intentar usurpar terrenos en barrio San Jorge. Un particular hizo la denuncia, pero como parte del predio es municipal, se involucró directamente a las autoridades locales, que definieron un nuevo plan de acción.

En principio, la medida apuntaría a recuperar esos espacios que hoy están abandonados para crear áreas de esparcimiento para grandes y chicos.

La decisión de avanzar con la limpieza y desmalezamiento de los campos fue tomada por el Ejecutivo, dada la gran cantidad de denuncias que se recibían a través del Centro Único de Atención Ciudadana (Línea 147). En lo que va del año ya se registraron más de 200, en parte también debido a la deficiencia habitacional y al recrudecimiento de la pobreza.

“Una de las principales demandas de los vecinos es por los terrenos baldíos que tiene la ciudad, que son en su mayoría privados”, confió el intendente Manuel Passaglia. Y agregó: “Desde hace un tiempo, comenzamos a ser más rigurosos con las multas y ahora estamos en condiciones de dar un paso más, que es recuperarlos para que todos lo puedan disfrutar hasta que cada dueño regularice la situación”.

“Veíamos que en algunos terrenos las multas se acumulaban, pero eso no le significa ninguna solución al vecino que tiene que convivir con el baldío. Por eso, a la par de incrementar las intimaciones, también decidimos proceder con la limpieza que se le recargará al propietario”, sostuvo Passaglia.

Los trabajos se centran ahora en barrio Oeste, en la intersección de calles Belgrano y San Luis.






Comentarios