Un llamado al 911 dio cuenta del accionar sospechoso, derivó en persecución y un hombre fue detenido. Circulaba en una Ecosport. 


Un sujeto de 26 años resultó detenido este jueves luego de que un vecino denunciara movimientos sospechosos. El joven se movilizaba en una Ford Ecosport cerca del Club de Cazadores y Pescadores y llamó la atención que no se detuviera. 

Al arribo de la policía, se inició una breve persecución que terminó también con el secuestro de un arsenal dentro del vehículo.

Puntualmente, incautaron una pistola Bersa Pro calibre 9mm con munición en la recámara, dos cargadores completos y dos rifles. El muchacho quedó imputado por potación ilegal de arma de guerra y fue trasladado a la sede de la comisaría de Villa Ramallo por una cuestión de jurisdicción.

Según aportaron fuentes del caso, no se descarta que se tratara de un ajuste de cuentas.






Comentarios