El Ministerio de Seguridad de San Luis lo hizo con el objetivo de controlar las zonas "rojas" del Mapa del Delito.


El miércoles la Policía de San Luis realizó un megaoperativo de seguridad en todo suelo puntano, con el objetivo de prevenir el delito y resguardar a los ciudadanos en Semana Santa.

En esta oportunidad participaron 1.500 efectivos y 300 patrulleros, de las seis Unidades Regionales y de las diversas divisiones de la fuerza.

El despliegue policial fue planificado de acuerdo a la información que arroja el mapa del delito y conducido por el subjefe de la fuerza, comisario general Pablo Álvarez, y el jefe de la Unidad Regional I, comisario general Darío Sosa.

“Empezamos con otro megaoperativo, en esta ocasión con un agrupamiento importante de efectivos policiales y patrulleros en toda la provincia. En total trabajan 1.500 efectivos y 300 patrulleros. Es un gran desplazamiento que se enmarca en lo que nos apunta el mapa del delito y en jurisdicciones donde el delito ha crecido. Especialmente buscamos resguardar delitos contra la propiedad y sustracciones vehiculares”, afirmó el subjefe de Policía, Pablo Álvarez, a Agencia de Noticias San Luis.

Megaopeartivo policial en San Luis.

Luego añadió que: “Participan las 13 direcciones generales más las 6 unidades regionales. El objetivo es prevenir el accionar delictivo, anular cualquier situación que amerite el mismo y controlar en forma exhaustiva apersonas y vehículos. Controlamos documentación como los elementos que los conductores llevan en el interior”.

“En el anterior positivo incautamos 300 vehículos en procedimientos de la ley ordinaria y de la ley de estupefacientes con detenidos”, recordó Álvarez.

Por su parte, Sosa manifestó: “La tarea ha sido planificada estratégicamente. Se distribuyeron los refuerzos donde se concentran los ilícitos, según lo que nos aporta el mapa del delito. En este caso son cuatro comisarías puntuales donde se distribuyó el accionar de las unidades más operativas de la fuerza”.





Comentarios