Fueron en moto, uno hizo de campana mientras el otro trataba de llevarse el dinero. Todo quedó filmado por la cámara del negocio.


La inseguridad en San Luis es cada vez más común y ahora le tocó al local de comida “Pastas Ramos”, ubicado en República del Líbano y San Juan. Dos ladrones fueron en moto y mientras uno ofició de campana el otro ingresó, rompió la caja registradora, la cerradura del local y un vidrio. Todo quedó filmado por la cámara de seguridad que tiene el lugar.

El hecho fue el domingo a la 1:20 de la madrugada, Federico Pascuarelli, dueño del local, contó a El Chorrillero: “Si bien se robaron $2.600 (iban a ser usados como cambio para el siguiente día), el mayor daño que produjeron fue en la caja registradora que quedó totalmente rota”.

Luego lamentó que una caja de esas tienen un valor aproximado de $47 mil. Encima cuando quisieron ingresar, los ladrones rompieron la cerradura y el vidrio del local y reponer esas cosas demandará una inversión de $3100 y $27 mil.

Pascuarelli se enteró porque vecinos el edificio – el local se encuentra abajo de una torre de departamentos – le avisaron de que algo raro estaba pasando dentro de su negocio. Cuando se estaba preparando para salir recibió llamada de la alarma y cuando llegó se encontró con todo el desastre.

“Se los veía muy violentos y creo que tenían estudiados los movimientos” aseguró Pascuarelli, quien radicó la denuncia en la Comisaría 2ª y llevó las imágenes que están en manos de la División de Investigaciones.

Motochorros robaron en un local de pastas de San Luis.

El comerciante advirtió sobre la escasa presencia policial: “Ya no pasan por el barrio, es como una zona liberada. Más allá que es un sector muy transitado, a los delincuentes no les importa ni los intimida” y añadió que lo que le pasó a él “no es un hecho aislado, a mucha gente ya le han robado. Ya hubo asaltos a mano armada inclusive. Realmente no hay seguridad”.

Aseguró que colocará mas cámaras, botón antipánico y refuerzo en ambas puertas.





Comentarios