La dueña de la empresa de transporte Polo pidió disculpas a los familiares de las víctimas al declarar ante el tribunal de la Cámara Penal N° 2 de San Luis, pero aseguró su inocencia.


Este miércoles inicia la segunda jornada del juicio por la tragedia donde un colectivo fue arrollado por un tren de carga y fallecieron seis niñas y dos docentes de un colegio de San Luis, las partes leerán hoy sus alegatos y el tribunal dará su veredicto.

El martes durante la primera jornada del juicio, la dueña de la empresa de transporte Polo, Mabel Tyempertyopolos – acusada de homicidio culposo y lesiones culposas en perjuicio de alumnas y docentes del Colegio Santa María – pidió perdón a los familiares de las víctimas al declarar ante el tribunal de la Cámara penal N° 2 de San Luis y aseguró que es inocente. 

Afirmó que no tiene ganas “de estar en este mundo” y aseguró que desde el día del hecho siente “un dolor y angustia insostenible por esas criaturas”.

Otras de las testimoniales fue la del jefe de Tráfico de la empresa, Felipe Grillo, quien se hizo responsable de haber autorizado un viaje sin que la escuela que lo contrató hubiera completado los requisitos correspondientes, como enviarle el listado de pasajeros que se había comprometido la directora en traerlo, según Grillo.

“Cometí un error. El que cometió el error fui yo. La persona que autorizó, que pidió el vehículo, que no supe decirle a la directora que no, que sin la lista no había viaje fui yo”, afirmó Grillo.

Luego aseguró que Tyempertyopolos “no lo hubiese autorizado; ella no estaba ni enterada que se había realizado ese viaje”.

Felipe Grillo durante el juicio de la tragedia de Zanjitas.

En el final de la jornada de ayer declararon dos testigos del hecho, la responsable legal del colegio, Silvana Gamiso y la directora del nivel primario, Monica Luna.

Esta última declaró que “desconocía” que el listado de pasajeros no hubiera llegado, que era responsabilidad de una secretaria, y que la comunicación que mantuvo con Grillo fue para decirle que envíe el colectivo, pese a no haber abonado la contratación.

En el accidente donde un tren de carga embistió al colectivo Polo, en la localidad puntana de Zanjitas el 2 de noviembre del 2011, murieron: Luz María Bianciotti (10), Salomé Ana Paula Garro (11), Daira Rocío Mariani Manucha (10), Iara Melina Medero (10), Julieta Sánchez (10) y Paula Lucía Quiroga Morasso (11), además de la vicedirectora de la primaria María Virginia Farías (30) y la maestra Jessica Brancal (22).





Comentarios