Brenda Barroso tiene 33 años y debe viajar a Buenos Aires para salvar su vida. 


Brenda Barroso es de San Luis, tiene 33 años y fue diagnosticada con cáncer de cuello de útero. Para salvar su vida necesita realizarse un tratamiento en Buenos Aires, pero es muy costoso y es por eso que su familia pide la ayuda de todos.

La mujer en enero de 2018 se enteró que estaba embarazada, pero a las 12 semanas de gestación perdió a su bebé y, sin saber las causas, meses después por malestares en su salud le diagnosticaron cáncer de útero.

Luego de problemas con la obra social, recién a principios de 2019 pudo comenzar su tratamiento en la provincia vecina de Mendoza. Allí se sometió a radioterapia y quimioterapia pero una vez que ese tratamiento concluyó, le aplicaron otro método denominado braquiterapia. Por lo que estuvo internada tres días en un bunker donde los rayos actuaron directamente sobre la enfermedad.

Lamentablemente, a pesar de todo el esfuerzo, con el pasar de los días le pidieron un estudio médico y en él corroboraron que se había generado una metástasis en el hígado, en sus pulmones y en el bazo.

Ante ese panorama y sumado a las dificultades económicas, lo único que podía continuar haciendo es la quimioterapia en San Luis, pero de un tipo más fuerte y cada 21 días.

​Norma Rodríguez, mamá de Barroso, dialogó con la periodista Ayelén Britos para el programa Amanecer Informados, de Radio Nacional, y manifestó que está desesperada y buscando alternativas.

“En Buenos Aires conseguimos una lucecita, es un centro metabólico privado que ofrece un tratamiento pero cuesta $280 mil, que sumado a las estadías y todo lo que implica ir tan lejos se torna complicado, pero estamos trabajando para eso y estamos pidiendo la colaboración de nuestro pueblo”, detalló la madre.

Barroso no tiene trabajo y su marido consiguió hace poco tiempo.

La joven trabajaba en el Plan Solidario; hace unos meses perdió su bebé y se deprimió. Ese estado la llevó a dejar de realizar actividades y finalmente le dieron la baja. “Desde ahí empezó a venirle todo lo demás”, recordó su mamá.

Por otro lado remarcó que la casa donde vive, en el barrio Virgen de Luján, no está terminada y con su evidente problema de salud “no puede convivir absorbiendo polvo o tomando frío”.

Según informó El Chorrillero hasta el momento no concretaron ningún tipo de petitorio al Gobierno de San Luis, sobre todo porque la noticia de la metástasis es muy reciente. Pero está en sus planes recurrir al Estado.

Por ahora tramitan la apertura de una cuenta bancaria para recibir colaboraciones, realizan una venta masiva de empanadas y organizan un campeonato de truco. Además, se encuentran recaudando premios para hacer un bingo.

Para este sábado venderán empanadas fritas ($150) y al horno ($130). Quienes deseen colaborar adquiriéndolas o enviando algún tipo de donación, pueden comunicarse a la página de facebook “Juntos por Brenda”.

Quienes deseen colaborar, pueden comunicarse a los teléfonos 2664-728669 (Norma) o al 2664 -185548 (Néstor).






Comentarios