La Policía averiguó que minutos antes un playero de la estación Axion denunció una situación similar. Ambos están detenidos.


Luego de dos allanamientos en Villa Mercedes, la Policía de San Luis logró detener a dos sospechosos de haber asaltado a mano armada a Rubén Gatica un empleado de la YPF ubicada en av. Aviador Origone y General Paz.

El hecho ocurrió el martes 21 de mayo a las 2:20 en la estación YPF; Gatica estaba solo y se había sentado en la puerta de guardia cuando vio a un hombre, que se le acercaba desde la vereda de General Paz y llevaba en una mano un bidón de 5 litros. 

“Está frío”, le comentó el playero. “Sí”, le respondió el otro y Gatica se dirigió hasta donde están los surtidores porque pensó que el del bidón iba a comprar combustible; pero fue ahí cuando el supuesto cliente sacó de su cintura lo que parecía ser una escopeta recortada y le advirtió: “Quedate tranquilo y dame toda la plata”, informó El Diario de la República.

Los detenidos son Damián Estévez y Daniel Olmedo, cuando tuvieron la oportunidad de defenderse ante la jueza solo el ultimo declaró y negó el hecho. Aseguró que jamás se “arruinaría la vida por 2.800 pesos”.

Los dos sujetos están detenidos e imputados por robo calificado ya que en sus domicilios los efectivos encontraron prendas similares a las que usó el asaltante que atacó a Gatica y, además, porque las características físicas de uno de ellos coincide en gran medida con las del ladrón.

Cuando el delincuente con semejante arma amenazó al playero, éste le entregó una billetera con $2.800. Sin embargo, no conforme, el malviviente llevó a Gatica hasta donde suelen hacer guardia: “Dale. Me vas a dar toda la plata. Yo también trabajé en una estación de servicio y sé que guardan plata en sobres”, le habría dicho.

Es así que Gatica no dudo, abrió el tablero de comando de los surtidores y le aclaró que no tenía más dinero. Sin embargo, el el asaltante le señaló el buzón donde ponen la recaudación y la víctima le confesó que no tenía cómo abrirlo. Ante dicha situación el ladrón lo amenazó: “Date vuelta y no se te ocurra mirar para atrás, ni darte vuelta o te malviviente un tiro y contá hasta cien”, y escapó.

La Policía logró averiguar que minutos antes un empleado de la estación Axion, ubicada en Colectora y Mitre, había pasado por una situación similar. La víctima describió al ladrón como una persona de unos 30 años, que tenía el rostro cubierto con capucha y campera. Le exigió toda la recaudación del día, pero como el playero no tenía plata, se fue con las manos vacías.

Tras la investigación supieron de un auto en el que podrían haberse movilizado y condujo a los efectivos hasta los domicilios que allanaron luego: uno ubicado en calle Presidente Perón 2079, la casa de Estévez, y el otro en el departamento F del monoblock 28, del barrio Santa Rita, donde vive Olmedo.




Comentarios