Fue en San Juan. Se salvó de tener peores heridas gracias a la intervención de los familiares. 


Un joven de 19 años se roció con nafta y se prendió fuego luego de que sus padres lo retaran porque estaba reunido con amigos hasta altas horas de la noche. La rápida actuación de los familiares logró que el adolescente no sufriera peores quemaduras. Se encuentra internado en la división Quemados, del hospital Marcial Quiroga. 

El hecho ocurrió en el barrio Teresa de Calcuta, de Pocito. Los padres del joven, sobre el cual no trascendió la identidad, lo retaron porque al llegar a la casa de la familia lo encontraron con amigos a un horario que no estaba permitido. Tras los retos y una discusión subida de tono, el joven salió de la casa, se roció nafta que había en un bidón y se prendió fuego adelante de su familia. Inmediatamente, apagaron las llamas y llamaron al 911 para pedir ayuda. 

Éstos son los elementos con los que se prendió fuego el joven.

Según publicó Tiempo de San Juan el cabo Jorge Pastén y el agente Leonardo Aballay, los dos de la seccional 6ª, se presentaron en la vivienda familiar tras ser alertados por el personal del 911 sobre la emergencia. Al llegar al lugar, constataron las lesiones, solicitaron la ambulancia, que terminó trasladando al herido al nosocomio. 

El joven se encuentra internado aún en el hospital, a la espera de su recuperación. La Policía investiga el hecho. Quieren conocer todos los detalles de semejante reacción que terminó con el pibe quemado. 

 




Comentarios