Fue vista en la Terminal de Ómnibus. La policía de la vecina provincia ya está alertada.


La Policía de San Juan continúa con la intensa búsqueda de la mujer que se hizo pasar por clienta y robó un paño de alhajas valuado en 500 mil pesos de una joyería céntrica. La sospechosa, que está identificada gracias a las cámaras de seguridad que captaron cuando ingresa y sale del local, abandonó la provincia y se cree que está en Mendoza. Las brigadas ya se comunicaron con sus pares mendocinos para ponerlos en conocimiento de la búsqueda.

De acuerdo a la publicación de Diario de Cuyo, a través de las cámaras de seguridad lograron determinar los movimientos posteriores al robo de la acusada. En la filmación se ve que al salir de la Galería Estornell, donde ocurrió el ataque, se tomó un taxi con destino a la terminal de Capital. Allí se habría subido a un colectivo con destino a la ciudad de Mendoza, donde también fue denunciada por comerciantes del mismo rubro.

La mujer está sospechada de robar, con el mismo modus operandi, en otros comercios de la provincia de San Juan. Según el diario local, el 17 de abril de este año logró sustraer en Tic Tac (Rivadavia 137 Oeste) otro paño, con cruces de oro. Fuentes policiales señalaron que también hay filmaciones de ese hecho.

La misma mañana que robó las pulseras, dijes, esclavas y anillos de oro del local “Alhajitas”, también anduvo por al menos tres joyerías del microcentro. Una de ellas es “Bvlgary”, en la Galería Central II, donde quedó grabado cuando cerca de las 9.20 intentó sustraer una plancha con alhajas de oro, pero por algún motivo no se animó a guardarla en las bolsas que llevaba.

La policía por ahora no pudo establecer la identidad de la mujer y es todo un misterio su precedencia. Las víctimas aseguraron que la ladrona de joyas usa un acento porteño.




Comentarios