Se trata de una sanjuanina de 34 años, acusada de quemar a su hijo de 7 años con la hornalla de la cocina.


Este lunes en la mañana liberaron a la mujer sanjuanina que le quemó las manos a su hijo como “castigo”. Después de presentarse en Tribunales y declarar ante el juez que instruye el caso, Matías Parrón, regresó a su casa después de permanecer detenida casi una semana. La acusada seguirá siendo investigada.

Según publicó Tiempo de San Juan, la caucetera de 34 años confesó haber quemado con la hornalla de la cocina una de las manos de su hijo de 7 años por una travesura -dicen que fue por sacarle $20 y el celular a su hermano mayor-. La mujer quedó imputada por el presunto delito de lesiones leves agravadas por el vínculo. La pena prevista para este delito es 6 meses a 2 años de prisión, por lo que la liberación estaba contemplada.

La mujer fue detenida el martes pasado, cuando la directora de la escuela Opispo Zapata a la que asiste su hijo realizó la denuncia policial. La docente fue quien descubrió las lesiones en las manos del menor, quien después de ser consultado por las marcas contó que su mamá puso sus manos en el fuego de la hornalla de la cocina para castigarlo. El médico legista constató las quemaduras.

Tras la excarcelación, la mujer volverá a su vivienda del departamento Caucete. Por ahora se desconoce si el menor, quien quedó al cuidado de un tío, volverá a compartir techo con su madre.




Comentarios