Se trata de un cliente del imputado. Dijo que el 5 de mayo vio a Paola con Zambrani a bordo de una camioneta blanca. 


Tras un cuarto intermedio, ayer reanudaron las audiencias del juicio contra Santiago Zambrani y sus padres por el femicidio de Paola Álvarez. 

Tras conocerse detalles del informe psiquiátrico donde se destacan rasgos psicopáticos en la personalidad de Santiago y su mamá, hoy citaron a un testigo que complicó la situación del imputado. 

Se trata de un cliente del remis de la familia imputada. El hombre declaró que  el viernes 5 de mayo de 2017 (el día de su desaparición) alrededor de las 21 vio al acusado junto a Paola a bordo de una camioneta Blanca. Destacó que Zambrani estaba ebrio. 

Dijo que conocía a Paola de vista y que tenía entendido que la joven y Zambrani eran amigos. También contó que tenía entendido que el imputado se dedicaba a la venta de estupefacientes. 





Comentarios