Está detenido e imputado por el delito. La niña es hija de su ex pareja. 


El hecho ocurrió el fin de semana pasado en Las Lajitas en la casa de tres hermanas, donde hasta ese momento vivía el imputado y ex pareja de una de ellas.

La situación fue advertida por una de las hermanas. La mujer escuchó a su sobrina hablando con el acusado y el contenido del diálogo la alarmó. Como intuyó que algo sucedía con la pequeña, buscó a su otra hermana y juntas irrumpieron en la habitación. 

Encontraron al acusado acostado en situación comprometedora y a la menor acostada, llorando y con las prendas abajo. Le recriminaron lo que estaba sucediendo y el hombre les dijo: “estoy machado, hagan lo que quieran” y se fue del lugar.

Tras la denuncia del padre de la niña, el acusado fue detenido luego sin oponer resistencia. Se supo está separado de la madre de la niña hace un par de meses pero que vive aún en la casa de ésta.

Fue imputado por el delito de abuso sexual simple agravado por la guarda y la situación de convivencia preexistente en perjuicio de una niña, hija de su ex pareja.






Comentarios