El delincuente se muestra rápido y agil a la hora de llevar a cabo su cometido.


Sucedió en la madrugada del 23 de enero, que un joven caminaba sospechosamente por la calle Alvarado, cuando se detuvo frente a una casa y comenzó a mirar para sus costados, cerciorándose de no ser visto.

El joven, a quien no le faltaba agilidad, trepó por la pared e ingresó a la vivienda. En el video se puede observar como se abre la ventana del primer piso y comienza a salir una bicicleta, que desciende atada con ropa, cual película de escape. Luego baja el joven delincuente por el mismo balcón, demostrando flexibilidad y experiencia.

Desafortunadamente para el intrépido delincuente, las cámaras de seguridad del lugar captaron sus movimientos, y el Centro de Coordinación Operativa inmediatamente mandó una patrulla, tras lo cual el joven fue detenido.

Al momento del robo, la vivienda se encontraba vacía, pero su dueña logró radicar la denuncia posteriormente.






Comentarios