El aparato estaba desenchufado. El pequeño se encuentra en perfecto estado de salud. 


La Policía rescató ayer a un niño de dos años que quedó atrapado dentro de un lavarropas. Los efectivos llegaron al lugar gracias a un llamado al 911.

El accidente ocurrió en el barrio salteño Vicente Solá. Aparentemente, el pequeño erminó dentro del aparato, que estaba desenchufado, por una travesura.

Afortunadamente el menor se encuentra en buen estado de salud y junto a su familia.






Comentarios