El piloto salteño lideró la etapa hasta que se perdió en un punto que confundió a muchos pilotos.


Durante la tercera etapa de la brutal carrera que desafía la cabeza y el físico, el motociclista salteño de Honda, Kevin Benavídes, estuvo a la cabecera durante buena parte, destacando lo que fue “una etapa de mucha navegación”.

Pero llegado un punto de la navegación, no aparecía un way-point clave para continuar la carrera, a pesar de que todo parecía estar bien.

“Ha sido una etapa muy complicada. He abierto pista durante una parte de la etapa, pero luego hacia el ‘refuelling’ había un way-point que no estaba en su lugar. Todo parecía estar bien, pero no aparecía, así que volví para atrás, busqué. Todos estábamos con el mismo problema y al final hemos tirado para adelante. La organización tendrá que ver qué ha pasado,” dijo el salteño.

Kevin Benavides, 3 etapa. (Dakar 2020)

A pesar de la demora que implicó para Benavídes y otros motociclistas el no encontrar el way-point, el salteño logró un tercer lugar en la etapa de 504 kilómetros, en un tiempo de 3 horas, 36 minutos.

Por otra parte, Luciano Benavides, piloto para KTM, logró llegar en 7º lugar, y no se encuentra lejos de su hermano en el ranking general.

Ya largaron la etapa 4 de Al Ulá, un recorrido de 672 kilómetros, y Kevin Benavídes arrancó a la cabeza.




Comentarios