Encontraron sus huellas en la camioneta y en la ropa de la víctima. También en el lugar donde encontraron el cuerpo.


Nuevas pericias complican al menor de 15 años detenido e imputado como autor del crimen de Sandra Palomo, la docente formoseña asesinada el 31 de agosto en Salta. Los dos menores de 17 años y los dos mayores de 18 y 19 imputados como partícipes necesarios continúan detenidos.

Un análisis de perfil genético reveló la presencia de rastros del acusado en el lugar donde fue encontrado el cuerpo, en la camioneta y en la ropa de la víctima.

Lugar donde encontraron el cuerpo de Sandra Palomo (Fiscales Penales de Salta)

En tanto, un estudio de cámaras de video vigilancia y de cámaras particulares permitió contar con un importante aporte de imágenes que también comprometen la situación de menor señalado como el autor del delito.

Sandra Palomo, de 53 años, salió de su casa el 31 de agosto alrededor del mediodía. A bordo de su camioneta fue al súper y no regresó. Su camioneta apareció estacionada cerca de su casa horas más tarde mientras su familia la buscaba por todos lados. La encontraron asesinada al día siguiente. Su cuerpo con marchas de golpes y heridas de arma blanca había sido abandonado en los márgenes del río Arenales. 




Comentarios