Una famosa cadena presentó una prenda que promete estilizar el cuerpo pero sus clientas no lo tomaron nada bien.


La cadena española Zara presentó los “Sculpt”, unos vaqueros que reducen un talle gracias a que están hechos con un demin inteligente. Van del talle 36 al 42, vienen en cuatro versiones (Hi rise, Super Hi Rise, Low rise y jegging) y cuestan solo 20 euros. 

Súper Hi Rise, característicos por su tiro alto.

Hi Rise, semi altos de tiro

Low Rise, tiro medio a bajo

Jeggimg, lleva más elastano para que se adapte mejor al cuerpo. Es más parecido a unas leggins.

Ahora bien, pese a que la idea de unos pantalones que prometen “potenciar y modelar la figura” podría sonar bastante tentador, muchas clientes (más bien exclientas) de la marca aprovecharon la noticia para remarcarle a la marca algunos inconvenientes que tienen a la hora de probarse sus pantalones.

“Ahora estaría bien que el 46 lo fuera de verdad, y no un 42 con la etiqueta confusa”, denunció una mujer en Facebook. A lo que siguieron comentarios que le reclamaban a la marca: “Eso será si cabes en alguna de sus tallas ¿no?” o “Sólo hacen tallas para delgadas”.

Entre tanto revuelo una usuaria reclamó que con esta campaña se estaría fomentando el mensaje “la talla que llevas NO es la adecuada”.

¿Vos, qué pensás al respecto?




Comentarios