Muchas mujeres decidieron vivir la libertad de andar sin corpiño en casa, pero ¿eso les traerá algún problema a futuro?


El aislamiento continua y muchas personas cambiaron sus outfits cotidianos por pijamas y ropa deportiva. Algo que suena bastante placentero para muchas mujeres es el dejar de lado los brasieres y disfrutar de estar en casa un poco más relajadas, sin embargo los especialistas aseguraron que también tiene sus desventajas.

Pros:

Pros y Contras de dejar de usar corpiños. (web)

1. Sentirte libre:

Es indiscutible lo confortable que se siente estar sin corpiño y con ropa bastante holgada, especialmente cuando comienza a llegar el frío. Y bueno, si hay que sacarle provecho a algo durante los días de cuarentena es a romper definitivamente con esa presión social y hacer nuestras propias reglas.

2. La comodidad:

La realidad es que dependiendo del tamaño de los pechos, a algunas se les hace más satisfactorio que a otras usarlos. También entra el factor que en una gran cantidad de casos, no se utiliza la talla correcta y eso genera molestias e irritaciones. “Los problemas más comunes son por sostenes mal ajustados”, explica Ricardo Ravelo, cirujano oncólogo y mastólogo.

3. Permite respirar a la piel:

La ropa sobre la piel dificulta la transpiración, lo que puede llegar a generar irritaciones. “No usarlo alivia posibles irritaciones por contacto al no estar la piel en constante roce con la prenda” explicas los especialistas.

4. Ahorras tiempo, dinero y corpiños:

Tardas menos en vestirte, pero, sobre todo, evitas gastar una prenda delicada que no suele ser barata. Con cero uso y cero lavados alargas la vida de tu sujetador hasta que vengan tiempos mejores

Contra:

Corpiño (web)

1. La columna:

Cada cuerpo es un mundo y existen mujeres que tienen gigantomastia o mamas muy grandes, entonces el usar sujetador termina convirtiéndose en un alivio para la columna, según explicó el doctor Ángel Martín, médico estético, cirujano y director médico de Clínica Menorca. Es importante saber que si sientes molestias en la espalda y dejaste de usar corpiño, puede ser una posibilidad.

2. La lactancia

Según explica Renata Boscán, doula y consultora de lactancia con más de 20 años de experiencia, no hay gran beneficio detrás de no usar sujetador, en lo que a lactancia se refiere. De hecho, el corpiño puede ser un gran aliado para la mujer que está amamantando, ya que este puede frenar una producción de leche acelerada, que de no ser controlada podría terminar en una mastitis. Pero se recomienda principalmente de tipo deportivo o especializado.

3. No se ha comprobado que usarlo cause enfermedades:

Más de una ha escuchado esos rumores sobre como el usar brasier puede llevarte a sufrir de cáncer de mama. Sin embargo, Científicos de Seattle llevaron a cabo un estudio en casi 1.500 mujeres entre 2000 y 2004 y concluyeron que no hay relación entre los hábitos de uso de esa prenda (ni en la copa, ni en el contorno, ni en cuanto a las horas de uso), y la incidencia de dicha enfermedad.

4. Te puede ayudar en tu ánimo:

Puede sonar contradictorio pero ocurre que algunas mujeres relacionan no usar corpiño con no arreglarse, estar solo en pijama o desmotivación que puede llevar a una depresión, es por eso mismo que si eres de ese tipo de persona, lo mejor es que trates diariamente de hacer cosas que te motiven como por ejemplo alejarte de la pijama y tomar una actitud diferente ante la situación que vive el mundo.

Corpiño (web)

Cualquiera que sea tu decisión lo importante es que te haga sentir cómoda y feliz. La cuarentena puede ser un momento para probar cosas nuevas, entre esas puede ser el no usar y convertirte en “braless” o el cambiar de estilo de corpiño y usar por primera vez un Bralette o un top deportivo, las posibilidades son enormes.





Comentarios