Una confusión puede tenerla cualquiera.


Una abuela de 76 años tuvo un pequeño incidente al ir a hacer las compras sin sus lentes: pensó que había comprado una caja de buen té pero en realidad había llevado un gran pack de preservativos.

El error salió a la luz cuando la señora llegó a su casa y su marido le hizo notar el error, además de quedarse sorprendido de que la mujer no se diera cuenta que el valor de lo que ella pensaba que era té era demasiado elevado.

Captura Facebook

Fue allí cuando le pidieron ayuda a su nieta, para que volviera a la tienda a que les hagan un reembolso por la mercancía que habían llevado por error. Claro que antes de hacer el mandado, la joven tuvo tiempo para compartir la anécdota junto a las fotos en su página de Facebook, que rápidamente se viralizó y ya suma más de 12 mil Me Gusta.

Captura Facebook

 “No he podido dejar de reír, y he hecho llorar de la risa a mucha gente. Vi la caja a un lado y le pregunté “¿por qué has comprado esto?” No se dio cuenta de lo que eran hasta que mi abuelo lo notó en el recibo. Él le había dicho: “¿Cómo es que has comprado tantos condones?” No estaba muy feliz de que ella hubiera gastado tanto dinero en su tarjeta. A partir de ahí, nos reímos un poco y dije que se los devolvería”, relató la joven en su publicación.





Comentarios