Un usuario de la app desarrolló una forma de tener cientos de conversaciones simultáneas.


Un programador llamado Robert Winters logró desarrollar un algoritmo que le permite hablar con cientos de personas al mismo tiempo en Tinder, una de las tantas aplicaciones de citas.

Según su relato, el hombre le “enseñó” al programa a responder automáticamente a preguntas básicas sin la necesidad de que él estuviera presente dentro del chat.

El algoritmo le permitía responder a más de 200 personas a la vez.

Un algoritmo similar ya había sido desarrollado antes por el científico de datos Jeffrey Li, quien armó una base de datos con imagenes de Google de mujeres que le gustaran para que luego la aplicación lo conectara con personas de similares características.

Dos años más tarde, y luego de que Li no encontrara nada interesante en ese modo de conseguir citas, Robert Winters continuó su tarea y lo reconfiguró para que pudiera mantener diálogos sin necesidad de que él estuviera presente.

Por supuesto, esta historia no tuvo un final feliz: “Creo que Tinder supo esto y me prohibió, por supuesto, de la plataforma”, aseguró luego de que le cerraran la cuenta.





Comentarios