La víctima sintió que la habían tocado cuando descansaba pero como no estaba segura volvió a recostarse. Allí comprobó que su compañero de asiento le metió la mano por abajo de la pollera. 


Una mujer que viajaba en un micro desde Junín a Rosario denunció que su compañero de asiento la tocó entre las piernas y para comprobarlo y atrapar al acosador, simuló quedarse dormida.

El episodio comenzó cuando la mujer de 43 años alertó al conductor del colectivo de media distancia que creía haber sido víctima de un manoseo mientras dormía.

El chofer le dijo que él no podía hacer nada si ella no estaba segura por lo que la mujer volvió al asiento, colocó la cartera encima de su falda y cerró los ojos. Minutos después, corroboró que el hombre que estaba sentado al lado la tocó entre las piernas.

La víctima confirmó su denuncia y el acusado, un joven de 24 años, simuló estar dormido y se mostró sorprendido por la situación, contó el suboficial Marcelo Bazán a Radio 2.

“Cuando llegaron a Rosario dieron cuenta de lo ocurrido al destacamento de la terminal. A las 8.10 fue detenido por personal policial y las actuaciones trasladadas a la sección de delitos sexuales”, contó el suboficial.






Comentarios