La ampliación para la nueva terminal de vuelos internacionales incluye intervenciones en el estacionamiento.


Las tres empresas contratadas para levantar la nueva terminal del Aeropuerto Internacional de Rosario (AIR) pusieron manos a la obra y este miércoles avanzaron sobre una de las carencias históricas de la estación actual: la conexión con mangas hacia las naves en la plataforma.

Voceros de la estación aérea de Fisherton confirmaron que los trabajos actuales están enfocados en establecer los núcleos que enlazarán el edificio con las pasarelas para embarque y desembarque. Además de establecer cuatro vías de conexión en la primera etapa, está prevista la reconstrucción de las calles de circulación.

El proyecto contó con luz verde en forma definitiva en septiembre, cuando las autoridades del AIR firmaron los papeles junto con Edeca, Pecam y Dinale. Las empresas son las encargadas de ejecutar tareas que demandarán una inversión de 940 millones de pesos para agregar 11.500 metros cuadrados construidos a las instalaciones del “Islas Malvinas”.

Las reformas en inmediaciones del límite con Funes saltan a la vista, ya que las las contratistas instalaron otro cerco de obra para ampliar la playa de estacionamiento​. De esta manera, los accesos cercanos al enlace con Avenida Jorge Newbery incorporarán 135 boxes nuevos.






Comentarios