Además, los ediles le otorgaron por seis meses la facultad a Fein para aumentar unilateralmente el boleto de colectivo.


En horario inusual, este viernes en las primeras horas de la mañana, el Concejo finalmente aprobó el texto del Presupuesto Municipal 2019 que establece, entre otros aspectos un aumento de la Tasa General de Inmuebles (TGI) del orden del 35 por ciento, y, con miras a engrosar la recaudación del fondo compensador del transporte urbano, una suba de la última cuota de patente.

Con rostros cansados luego de febriles negociaciones en lo que fue la última sesión de prórroga del año, los ediles se sentaron en el recinto recién a las 4.30 de la madrugada. Fue clave un acuerdo entre el oficialismo el PRO y el justicialismo para avalar el programa económico que fue girado por el Ejecutivo a finales de noviembre.

Además de la actualización en los valores de la TGI y el incremento en la última cuota de patente, suben un 35 por ciento todas las tasas, eso impacta, por ejemplo, en los aranceles de cementerio, acarreo, etc. Asimismo, el Palacio Vasallo le dio a Fein la facultad para aumentar unilateralmente el boleto de Transporte Urbano de Pasajeros hasta en un 90 por ciento siempre según el costo que elabore el Ente de la Movilidad. No obstante, la dispensa quedó limitada a 6 meses para el incremento sin necesidad de pasar por el Concejo.

El acompañamiento del bloque justicialista se logró a partir de la inclusión en el texto del presupuesto de aumentar en un ciento por ciento el Drei para entidades financieras con el propósito de equiparar la quita de subsidios nacionales al transporte que rige desde el próximo 1° de enero.






Comentarios