La ministra de Seguridad de la Nación desembarcará junto a otros funcionarios este lunes a la mañana.


La ministra de Seguridad de la Nación Patricia Bullrich encabezará este lunes el acto oficial en el que pondrán en funciones a los 200 nuevos gendarmes asignados a Rosario como parte del operativo conjunto que realizan fuerzas federales junto a la policía santafesina desde hace casi un año y medio tanto en la ciudad como en el resto del territorio provincial.

El desembarco se produjo este domingo por la tarde, tal como habían anticipado desde la Casa Gris a la hora de confirmar que había una demora producto de “problemas logísticos” en el traslado del personal radicado en La Pampa y Santiago del Estero. Por entonces, la presencia de la funcionaria macrista y la ceremonia sólo eran una posibilidad, aunque los detalles que faltaba resolver finalmente quedaron de lado.

Bullrich será la máxima autoridad del gabinete nacional presente en la sede del Destacamento Móvil 2. Con respecto a la actividad programada desde las 9.30, voceros de la cartera agregaron que también participarán el secretario de Seguridad, Eugenio Burzaco, el encargado de Unidad de Coordinación General, Gerardo Milman, el subsecretario de Políticas de Seguridad e Intervención Federal, Darío Oroquieta y el comandante general Gerardo Otero, jefe de Gendarmería.

El contingente que llegó este fin de semana será complementado por otra tanda de 100 uniformados procedentes de las provincias para llegar al total de 300 efectivos acordado con el Gobierno de Santa Fe una vez que la Casa Gris aceptó hacerse cargo del costo de alojar al personal.

Con respecto al plan de acción, el ministro de Seguridad provincialMaximiliano Pullaro adelantó que los gendarmes trabajarán principalmente en las zonas sur y sudoeste, epicentros de los conflictos violentos entre bandas criminales a lo largo de este año. De esta manera, la administración del Frente Progresista espera poder reasignar a su propia policía para otro tipo de tareas operativas al menos por los próximos tres meses.






Comentarios