El principio de incendio se desató cuando el local estaba cerrado y los bomberos tuvieron que forzar la puerta.


Personal de Bomberos Zapadores consiguió controlar este lunes un principio de incendio en el macrocentro rosarino, donde luego del operativo constataron que el local se encontraba desocupado y no hubo víctimas que lamentar.

“Ocurrió fuera del horario de atención, así que forzamos los candados. Tenía abundante plástico y había mucho humo negro”, comentó Luciano Montoya, uno de los encargados del procedimiento en Montevideo al 600, quien señaló así que la primera hipótesis sobre la causa del siniestro fue un radiograbador que se encontraba enchufado dentro de la lavandería.

En un reportaje con LT3, el referente de los bomberos confirmó que los vecinos avisaron “muy rápido” y eso facilitó que la situación no pasara a mayores. Dentro del comercio comprobaron que las llamas habían provocado “daños menores”, incluyendo la caída de revoque y mampostería.

A raíz del incendio, el tránsito estuvo cortado a la altura del cruce con calle Buenos Aires y luego de normalizó la circulación.




Comentarios