La policía comenzó a trabajar este jueves a primera hora en el establecimiento donde se alojan otros uniformados.


La policía santafesina investigaba este jueves por la mañana el fallecimiento de un prefecto asignado a la capital provincial, quien fue hallado sin vida en un establecimiento del microcentro donde estaba alojado junto a otros miembros de la fuerza federal.

Mientras se esperaba información oficial sobre las posibles causas del deceso, la Policía de Investigaciones (PDI) se encontraba trabajando en una habitación del Hotel España, donde también se pudo a ver a autoridades de Prefectura Naval Argentina para interiorizarse sobre el presunto caso de muerte súbita.

Fuentes consultadas por LT9 indicaron que la víctima fatal era oriunda de Concepción del Uruguay, aunque cumplía funciones en la ciudad. Hacia las 11 de la mañana se esperaba la llegada de representantes de la Fiscalía para confirmar oficialmente el caso en el lugar.

Respecto de las horas previas al operativo montado en 25 de Mayo al 2600 trascendió que Nicolás Roberto Aranda tenía 30 años y debía presentarse a trabajar a primera hora, por lo que fueron a buscarlo y descubrieron que no tenía signos vitales.




Comentarios