El empresario explicó qué es lo que lo aflige por la gran cantidad de horas de trabajo.


El empresario Martín Baclini atravesó varias crisis con su pareja Cinthia Fernández y confesó que en la actualidad sufren de otro inconveniente, de índole sexual, producto del ritmo que impone en Bailando 2019.

El certamen demanda muchas horas de ensayo y naturalmente los participantes se ven afectados a la hora de realizar otras actividades o pasar tiempo con sus seres queridos.

En ese sentido, el dueño de El Palacio de la Oportunidad reveló: “Es muy difícil tener el espacio y el tiempo, es jodido. Seis horas de ensayo por día terminás reventado”, sostuvo y agregó: “Igualmente todas las semanas tenemos intimidad, pero tenemos menos tiempo”.

En diálogo con Eltrece.tv, el empresario fue muy sincero y habló de “las noches de pasión”: “¿Querés saber algo? Antes del Bailando pasaba”.

Y luego con mucho humor y relajado precisó: “Ya va a terminar el Bailando”.




Comentarios