La empresa radicada en el Cordón Industrial se comprometió a pagar los retroactivos de junio y julio, parte del bono 2018 y los ajustes de aguinaldo.


Tras dos semanas con medidas de fuerza, se llegó a un acuerdo entre el gremio y la empresa IDM. La actividad será normalizada.

Los empleados de la procesadora de residuos industriales situada a la vera de la ruta 10 se encontraban realizando cortes de tres horas en reclamo del pago de los retroactivos de junio y julio, parte del bono 2018, los recuperos de paritaria de ese mismo año y los ajustes de aguinaldo.

El Sindicato del Personal de Industrias Químicas y Afines de San Lorenzo llegó a un acuerdo con la empresa tras varios compromisos incumplidos y presentada la propuesta a los obreros estos decidieron aceptarla.

La firma se comprometió a hacer frente a los pagos antes del 15 de noviembre y una vez cancelada la deuda volverán a reunirse para establecer una suma no remunerativa extraordinaria y por única vez para compensar la pérdida de los empleados.




Comentarios