Desde el Ejecutivo confirmaron que el gobernador será operado en el tobillo "para acelerar su recuperación".


A pocos días de que se confirmara que el gobernador de Santa Fe redujo su actividad luego de sufrir una lesión por un accidente doméstico, fuentes del Ejecutivo informaron Miguel Lifschitz “permanecerá hasta el jueves con una agenda restringida por prescripción médica”.

Si bien la versión comenzó a circular este lunes a la mañana ante la presunta visita del mandatario a un centro de salud local, no fue hasta la tarde que se confirmó la intervención quirúrgica en el tobillo. Luego de un fin de semana en el que el ex intendente trabajó más de lo recomendado por su problema de salud, los nuevos estudios que se hizo en el flamante Hospital Privado de Rosario (HPR) corroboraron que deberá pasar por el quirófano.

Aunque resta conocer en forma oficial el diagnóstico, desde la Casa Gris subrayaron que la operación apunta a “acelerar su recuperación” y, mientras tanto, Lifschitz “continuará atendiendo distintos temas de la gestión”.






Comentarios