Se trata de los profesionales agrupados en AFAC: Árbitros de Fútbol Asociados de Córdoba


Distintas situaciones se habrían venido dando con los árbitros de la asociación presidida por Mario Luna, lo que derivó en un manifiesto malestar de las autoridades deportivas de la institución de Río Primero.

Una de las últimas situaciones se dio el sábado 10 de agosto cuando el profesor de Inferiores del club rioprimerense, Alexis Pedraza, ingresó al campo de juego para asistir a un jugador de la categoría 2008/09, un niño de 11 años, quien se había golpeado la cabeza. Como la jugada continuó, el profesor decidió entrar a verlo, acción por la cual fue sancionado durante un mes.

Desde el Club Rivadavia lamentaron la dura medida, “porque si bien Pedraza ingresó sin autorización al campo de juego, todos sabemos que la prioridad son los niños”, comentaron. Además definieron como “excesiva” la sanción, explicando que “por lo general las sanciones son de siete días y no de un mes”.

Por ello decidieron solicitar el Informe Arbitral, dándose allí con “un montón de cosas que detalla el árbitro y que nunca pasaron”, aseguraron, agregando que “esto nos hace pensar que además de la falta de capacidad a la hora de dirigir, existe mala intención”, dispararon duramente.

“Uno le enseña valores a los chicos y después los que no se portan bien y son bastante mal educados son ellos (los árbitros), quienes en realidad deberían ser los que den el ejemplo”, cuestionaron desde Rivadavia.

Además dejaron al descubierto una situación “polémica” por lo menos respecto a las consecuencias de cada sanción: “Cuando te expulsan a alguien del cuerpo técnico, la institución debe abonar una multa”, explicando que el Tribunal de Disciplina de la Liga se rige por el informe arbitral, donde los clubes no tienen derecho a réplica ni defensa: “Los clubes siempre terminamos siendo culpables”, sostuvieron.

“Nos cuesta mucho mantener a los clubes en la Liga y si a eso le sumamos las multas que debemos abonar por el mal accionar de los árbitros, se nos hace inviable continuar. Además es dinero que se les quita a los niños, porque nos deja sin recursos para su formación, por falsas versiones de los árbitros”, denunciaron desde el club de Río Primero, coincidiento otros clubes con lo expuesto.

Sin embargo, la gota que rebalsó el vaso se habría dado este domingo, en La Para, cuando se disputaba un partido de primera con árbitros de la AFAC. “Nos cobraron todo en contra, empezando por un penal inexistente y luego con la expulsión de dos de nuestros jugadores”, informaron. Ante tal situación, Diego Smit, DT de Rivadavia, ingresó a la cancha para retirar al equipo por tantas irregularidades arbitrales.

En ese momento, cuando el reloj marcaba 42 minutos del segundo tiempo, el árbitro Marcelo Pérez, decidió dar por terminado el encuentro deportivo, sin que se hubiera cumplido el tiempo reglamentario “dejando aún más en evidencia su accionar”, afirmaron desde el club local.

Los árbitros del encuentro en La Para. En el centro, Marcelo Pérez, denunciado por el club de Río Primero.

Desde Rivadavia también señalaron que en el mismo encuentro, fueron expulsados dos integrantes del cuerpo técnico, uno de ellos por filmar el partido: “Cuando en todos lados se trata de implementar la tecnología con el VAR, acá se trata de ocultar lo que puede dejar en evidencia el mal accionar arbitral”, lamentaron los directivos del club.





Comentarios