Gallegos posibilitará trasplantes de hígado, riñones y córneas a pacientes en lista de espera del (Incucai).


Una ablación multiorgánica realizada hoy en el hospital regional Río Gallegos posibilitará trasplantes de hígado, riñones y córneas a pacientes en lista de espera del Instituto Nacional Central Único Coordinador de Ablación e Implante (Incucai).

“Con el equipo del Hospital Italiano de La Plata llevamos hígado para un paciente en emergencia, para quien ésta puede llegar a ser su única chance, y riñones que se los entregamos al Incucai para que haga la distribución correspondiente”, dijo a Télam Ignacio Chiarlo, pertenenciente al equipo platense.

Dos cirujanos y dos instrumentadoras del equipo de transplante hepático del Hospital Italiano de La Plata, un cirujano del Incucai y el equipo de procuración local concretaron la ablación de órganos, que se extendió por unas cuatro horas.

Chiarlo informó que en La Plata esperan otros tres integrantes del equipo para realizar el transplante hepático.

“A partir de estos operativos podemos ayudar a mucha gente, y quedó demostrado que por medio de la Ley Justina se acrecentaron las ablaciones y transplante de órganos”, destacó Chiarlo.

El doctor Néstor Oscar Murray, habilitado en la provincia, encabezó al equipo de ablación de córneas. El donante era un joven de 24 años que ingresó el miércoles al área de terapia con una lesión cráneo encefálica producto de un disparo sin salida.

Lucas Melgarejo, gestor provincial, dijo a Télam que “la Ley Justina fue fundamental porque no se encontró ni afirmativa ni negativa por parte del paciente, por eso se inicia todo el protocolo, en conjunto con la doctora (Valeria) López Lestón (jueza de instrucción) que entendió que no había agravio en el caso y dio la afirmativa”.

Melgarejo dijo que además, “gracias a Dios, la respuesta de la familia fue positiva”. “En esto siempre hay una parte positiva y otra negativa, pero nosotros con el equipo médico hicimos la intervención y también la contención de la familia”, reflexionó.

El operativo involucró también a personal de la Policía de Seguridad Aeroportuaria, que acompañó el traslado desde el hospital hasta el aeropuerto local, pasadas las 15,30.

La ley Justina había posibilitado en el mes de julio en Santa Cruz, una ablación multiorgánica (hígado, riñones, corazón y córneas) para transplante, en el hospital SAMIC de El Calafate, “en ese caso por un ACV isquémico de grado irreversible”, agregó Melgarejo.




Comentarios