Un nuevo análisis revelaría que no existirían pruebas suficientes para probar la imputación de los acusados por lavado de dinero.


Un informe realizado por el contador Furriel Azpiroz, de la División Lavado de Activos de la Policía Federal afirmó que con los elementos de la causa, no habría pruebas suficientes para determinar que los imputados cometieron el delito de lavado de dinero ni que se hubieran enriquecido de manera ilícita. Con esta declaración las defensas de los acusados podrían solicitar el sobreseimiento de todos.

Esto provocó un giro inesperado en la causa Lavado II, donde están procesados la diputada nacional, Aída Ayala y el sindicalista municipal, Jacinto Sampayo. Por otra parte, el fiscal federal Patricio Sabadini pedirá la nulidad de la pericia, realizar otra y solicitará investigar a los peritos que intervinieron.

Según afirmaron Ayala conocía el resultado de la pericia desde hace meses, incluso antes de que se incorpore al expediente y que lo conozca la jueza, Zunilda Niremperger. También cuestionaron los dichos del contador en el que aseguraba que en la causa no habrían facturas apócrifas, cuando la fiscalía aseveró que AFIP cuenta con información detallada respecto de la existencia de cada una.

El informe se habría hecho sin tomar en cuenta todos los elementos necesarios para determinar el enriquecimiento ilícito, el lavado de dinero, el favorecimiento a empresas amigas y sobreprecios. El fiscal solicitará a Niremperger que le corra vista para confeccionar el requerimiento fiscal de elevación a juicio. Según publicó Chaco Día Por Día.






Comentarios