Estiman que las plantaciones de algodón podrían verse afectadas si el clima mantiene su intensidad.


El ministro de Producción de Chaco, Marcelo Repetto expresó este jueves que “el exceso hídrico de los últimos días interrumpió la cosecha de girasol y puede impactar en el algodón“. En los campos chaqueños se sembraron 466.000 hectáreas de girasol donde antes de fin de año comenzó con intensidad la cosecha que se postergó por las lluvias y la “falta de piso” para que ingresen las cosechadoras.

Las lluvias de la semana pasada y las tormentas actuales “demoraron el reinicio de la cosecha”, dijo Repetto a Télam y mencionó que los campos afectados se encuentran en Hermoso Campo, Chorotis, Santa Sylvina y General Pinedo. El funcionario aseguró que “en los lugares donde comenzó la cosecha el rinde fue de entre 1.400 a 1.500 kilogramos por hectáreas, aproximadamente, que es el promedio histórico pero se esperaba un rendimiento mayor y veremos cuál será el del resto de la siembra“.

Sobre el algodón dijo que por las lluvias “no se pueden entrar a los lotes y tampoco cuantificar el impacto en los cultivos que esperamos puedan soportar esta situación“ en la campaña agrícola 2018-2019.




Comentarios