El abogado de la víctima confirmó que la causa se eleverá a juicio cuando el STJ devuelva el expediente.


Darán prisión preventiva a la médica que realizó un aborto clandestino y terminó con la muerte de Luisa Romero de 42 años y su bebé de cinco meses de gestación en mayo de 2017 en su vivienda de Charata. El abogado de la familia de la víctima, Marcelo Morales confirmó que “ha quedado firme el pedido de prisión preventiva para la médica imputada, la tuve yo en el Superior Tribunal de Justicia”.

El letrado explicó que si bien, la causa continúa en investigación están a punto de elevarla a juicio. “Hemos hablado con la fiscal y está prácticamente por concluirse la etapa investigativa, pero el expediente aún está en el Superior Tribunal de Justicia. Cuando regrese estaríamos en condiciones de continuar la etapa investigativa, o de ser posible decretar su cierre y elevar la causa a juicio”, aclaró.

Imagen archivo. Marcelo Morales, abogado de los familias de Luisa Romero.

Durante los primeros días del juicio en junio del año pasado, Morales relató: “Los indicios llevaron a determinar, fehacientemente que la muerte de la persona fue en el domicilio de la doctora, y se determinó la existencia de una habitación que estaba armada con mobiliario para la atención clandestina de personas, porque no es un consultorio, es una casa particular“. En la escena también había instrumento quirúrgico en mal estado y herramientas oxidadas que fueron lavadas para quitar restos de ADN.

Las pericias dictaminaron que limpiaron los pisos y el baño donde se encontraron manchas de sangre. El abogado afirmó que “había gasas, hisopos, con sangre que sería de la víctima“. La autopsia comprobó que el feto todavía estaba en el útero con lesiones, Morales agregó: “Hay pruebas contundentes de que la muerte de la víctima se produce por un sangrado hacia la cavidad abdominal. No existieron maniobras de reanimación, pero sí de limpieza del lugar”. Según publicó Norte.

Imagen archivo. Luisa Romero (izquierda) murió tras sufrir una hemorragia derivada de un aborto realizado por la médica, Andrea Angerolo (derecha).






Comentarios