Los doce imputados están acusados de "asociación ilícita, fraude al Estado y enriquecimiento ilícito".


El primer juicio oral y público por delitos contra la administración de la provincia de Chubut comenzó este martes en un tribunal de Rawson con doce personas, entre ex funcionarios y familiares, acusadas de “asociación ilícita, fraude al Estado y enriquecimiento ilícito” cometidos durante la gestión del gobernador Mario Das Neves, fallecido en octubre de 2017 cuando cumplía un tercer mandato.

El tribunal formado por los jueces Alejandro Soñis, Marcela Pérez y Ricardo Rolón juzga como jefe de una asociación ilícita a Diego Correa, quien fue subsecretario de la Unidad Gobernador y considerado la “mano derecha” de Das Neves durante sus mandatos al frente del Ejecutivo, entre 2003 y 2007 y desde 2011 hasta 2015, cuando fue reelegido y ejerció hasta su fallecimiento.

La fiscalía determinó que la asociación ilícita estaba integrada además por Diego Luthers, ex secretario privado, quien fue detenido el año pasado en su propia oficina. La investigación comenzó en agosto del 2017, luego del hallazgo de un sobre debajo de una escalera de la Cámara de Diputados que despertó la sospecha de que contuviera explosivos, lo que llevó al desalojo del edificio y a la intervención de expertos de la Policía.

Sin embargo, se determinó que el sobre había sido dejado para que llegara al bloque de legisladores del Frente para la Victoria (FpV) con documentación sobre el presunto pago de sobreprecios en la compra de elementos de ayuda para los damnificados por el fuerte temporal que causó grandes daños en Comodoro Rivadavia en noviembre de 2017.

Ese “sobre bomba”, como se lo llama en esta causa judicial, fue motivo de una denuncia de los diputados Gabriela Dufour, Alejandra Marcilla y Blas Meza Evans (FpV) y que luego derivó en al menos 13 causas que van desde compra con sobreprecio de materiales para los inundados hasta el mal uso de los aviones sanitarios.

La causa que hoy comenzó a ventilarse en juicio oral y públicos se bautizó como “Embrujo”, porque de las conversaciones telefónicas que se interceptaron entre los miembros de la presunta asociación ilícita eran recurrentes las consultas a un “brujo” que los “orientaba espiritualmente”.

Se juzga a los acusados de haberse enriquecido mediante las empresas constructoras “Dual Core SRL”, “Sepat SRL” y “Concretando”, todas conformadas por familiares y amigos del ex subsecretario Correa.

Según se describió en la elevación a juicio, a través de la secretaría privada del gobernador se ingresaban los pedidos de obras públicas y eran los propios funcionarios quienes argumentaban las razones de las “contrataciones de obras” a empresas que eran suyas.

En el caso también están imputados: Natalia Mc Leod, esposa de Correa, Daniela Souza, Federico Gatica, Sandro Figueroa, Juan Carlos Ramón, Darío Correa, Giuliana Mac Leod, Rubén Reinoso, Christian Gisande y Jorge Godoy.






Comentarios