Lo expresó Roberto Colantonio, concejal del Frente Renovador, quien además calificó como muy positiva la presencia de Uset en el HCD.  


El próximo jueves en la sesión del HCD rosaleño se decidirá si el distrito adhiere o no a la Ley de Responsabilidad Fiscal de la provincia. Tras la presencia del intendente Mariano Uset y el titular del Sindicato de Trabajadores Municipales el último viernes en la reunión de Legislación más voces de concejales se suman dando su parecer.

El concejal del Frente Renovador, Roberto Colantonio, afirmó que hasta el momento de la sesión se debatirá en cada bloque puertas adentro sobre lo actuado por el Intendente en la reunión de la comisión de Legislación. “Más allá de eso cada concejal sabrá que votar el día jueves”, dijo. Por lo que puede interpretarse que quizás en su bloque no todas las posiciones sean coincidentes. De hecho el concejal Maciel ya expresó que no acompañará la adhesión.

“La presencia de Uset dejó cosas positivas, aunque fue algo tardía. De todos modos es valorable que haya asistido al pedido que hicimos algunos de los concejales de la oposición. Necesitábamos escuchar la versión de la máxima autoridad del distrito para saber cuál es el perjuicio que tendríamos como municipio en caso de no adherir al pacto fiscal”, sostuvo Colantonio.

Roberto Colantoni (Frente Renovador)

El edil dio más precisiones sobre lo sucedido el día viernes. Fundamentalmente en uno de los puntos salientes, como fue la presencia del STM representado por Jorge Herrera. “Ellos fijaron una postura similar a la que ya habían planteado, siguen considerando extorsivo el pacto fiscal, pero manifiestan haber tomado conocimiento de las situaciones que se viven en otros municipios de la provincia que no han adherido a esta ley y hoy atraviesan problemas”, explicó Colantonio .

Posteriormente el concejal del Frente Renovador comento: “Si bien el STM mantiene la postura inicial consideran que con la firma de un acta acuerdo entre los gremios (STM y ATE) y el Departamento Ejecutivo queda salvada la situación de los trabajadores municipales en relación a respetar lo firmado en el Convenio Colectivo de Trabajo, paritarias y otros puntos”.

Colantonio destacó que la firma de un acto acuerdo entre gremios y ejecutivo se debe a una sugerencia que realizó él personalmente. En caso de rubricarse este compromiso el Sindicato había solicitado que los concejales oficiaran de garantes, algo que fue desestimado de raíz por el edil. “Es un acuerdo de partes, en el que los concejales no tenemos nada que ver, por lo que considero que no vamos a firmar. De todos modos este punto no puede “empiojar” (sic) la firma del acta”.






Comentarios