Lo expresó Ezequiel Lo Cané en su visita a Punta Alta, fue declarado "Huésped de Honor" y a una plazoleta de la ciudad se impuso el nombre Justina.


Justina Lo Cané con su lucha a la espera de un trasplante que nunca llegó, provocó un cambio cultural en la donación de órganos. La niña y lucha de su padre Ezequiel impulsaron la “Ley Justina” sobre donación de órganos, que fuera aprobada por unanimidad en las cámaras de Diputados y Senadores del Congreso Nacional.

Por esta ley toda persona es donante, salvo que en vida deje expreso pedido que no desea serlo. Un cambio cultural, pero acompañado por las leyes correspondientes.

Ezequiel Lo Cané en Punta Alta

Ezequiel Lo Cané visitó por casi 48 horas la ciudad de Punta Alta en el marco de la Jornada de Donación de Órganos organizada por la secretaría de Desarrollo Social a cargo de Mariano Ojeda y el Área de la Juventud con Carla Gómez a la cabeza. Esto fue posible por la colaboración de Paola Montero, mamá de Thiago Gentilli el niño puntaltense que está en lista de espera para su trasplante. 

Durante su visita a la ciudad el papá de Justina tuvo una intensa agenda que incluyó reuniones con el intendente Mariano Uset, el secretario de Salud Carlos Gabbarini y funcionarios municipales.

Durante el lunes una plazoleta del barrio Las Dunas fue bautizada con el nombre de Justina tras una iniciativa del bloque Cambiemos, con el objetivo de visibilizar y concientizar la lucha y la importancia de ser donante. 

“Que Justina no esté conmigo es un dolor que crece día a día, por eso hago todo esto”

Así lo expresó Ezequiel en el contacto que tuvo con la prensa. En la frase se sintetiza el dolor que lo desgarra y la acción que lo impulsa para cumplir con el pedido de su hija: “Papá ayudemos a todos los que podamos”.

Jornadas sobre “Ley Justina”

“Personalmente, trato todo el tiempo de ganarle a esos sentimientos de tristeza y dolor, por sentimientos de amor y perseverancia. Mucha gente me enseñó a seguir peleando contra todo eso, que no ganen el odio, el rencor, la tristeza, ni la angustia. Se le gana haciendo”, dijo.

Lo Cané agradeció al intendente y a los funcionarios de la Secretaría de Desarrollo Social “por permitirnos llegar y hablar con la comunidad de Coronel Rosales sobre la importancia de la donación de órganos”.

Huésped de Honor

En el marco de la campaña brindó charlas en establecimientos educativos y una disertación en el Teatro Colón el martes por la mañana, a sala llena. 

Ezequiel Lo Cané declarado Huesped de Honor

En el transcurso de la misma las concejales del Bloque Cambiemos Diana Durán, Mónica Ricciardi y Magalí Batistoni, entregaron a Lo Cane los decretos de “Declaración de Interés Legislativo” y de “Declaración de huésped de Honor”.

Karina Matteucci y Ezequiel Lo Cané

También, la jefa distrital de Educación, Karina Matteucci entregó el “Aval y declaración de Interés Educacional”. Asimismo, el intendente Mariano Uset, hizo entrega a Lo Cane de una copia del decreto de declaración de Interés Municipal a la jornada sobre donación de órganos.






Comentarios