Desde el gobierno misionero, habló el director de Comercio y Defensa del Consumidor. No hay aumentos autorizados, dijo.


La garrafa de gas de 10 kilos deberá cobrarse $ 220 como a fines de 2018, aseguró un organismo de control de Misiones. Alejandro Garzón Maceda, director de Comercio Interior, dio que las distribuidoras que no cobren ese precio “deben retrotraerse”, en declaraciones a Misiones Online.

Alejandro Garzón Maceda, director de Comercio Interior y de Defensa del Consumidor, en Misiones. (MOL)

Garzón Maceda, también a cargo de Defensa del Consumidor, exigió que la garrafa se venda al precio establecido por la Secretaría de Energía de la Nación en marzo del año pasada. Explicó que el gas licuado es vendido por tres distribuidoras.

Pero también existe en Posadas una cadena que incluye, además de la venta en la planta, al “delivery” que entrega las garrafas en los hogares y los comercios de barrio o negocios de cercanía.

El director de Defensa del Consumidor de Misiones explicó que, los rumores tras la renuncia del secretario de Energía, Javier Iguacel, causaron una suba del precio hasta 300 pesos por cada garrafa. Y aseguró que no existe una norma nacional que autorice tal aumento, aunque admitió que las empresas “trabajan a pérdida” vendiendo a 220 pesos.






Comentarios