El menor ingresó al hospital Madariaga sin signos vitales, con varias lesiones. Detuvieron a la madre, a la abuela y al padrastro.


La misteriosa muerte de un bebé de dos meses mantiene conmocionada a la ciudad de Posadas. El menor ingresó este domingo sin signos de vida al Hospital Madariaga, y al no estar claras las causas de su deceso fueron detenidas la madre (18), la abuela (31) y el padrastro (40).

Según indicaron las fuentes del nosocomio, poco después del mediodía llegó el pequeño en brazos de su abuela. La mujer contó que previamente su hija le había pedido ayuda porque el niño no respiraba, y como la ambulancia se había demorado, decidieron llevarlo por cuenta propia al centro de salud.

El médico policial comprobó que el chiquito presentaba múltiples lesiones que sugerían un deceso traumático, entre las que se incluían sangrado nasal y fontanelas hundidas, así como también excoriaciones en parte posterior de los testículos y área perineal.

Hospital Ramón Madariaga de Posadas

Por ese motivo, se caratuló el caso como “muerte dudosa” y se ordenó la demora de la madre del menor, su abuela y su padrastro. A su vez, las autoridades judiciales solicitaron una revisión de la vivienda del bebé, ubicada en el barrio Manantial de Posadas.

Tras la autopsia, se determinó que la causa del fallecimiento habría sido una severa “enterocolitis”, una inflamación del hígado que le produjo un sangrado a la víctima, según publicó Primera Edición.

De todas maneras, la Justicia considera que este problema de salud debería haber sido percibido con anticipación, por lo que la madre continúa detenida y se analiza su responsabilidad. La abuela y el padrastro fueron liberados.

Intervinieron en el caso efectivos del Comando Radioeléctrico Oeste y la Comisaría Decimotercera, como así también el personal especializado de la Dirección de Policía Científica.






Comentarios